No te quedes sin luchar por tu sueño

La danza mueve vidas

Valentina Restrepo Giraldo nació hace 24 años en Medellín, Colombia. Su sueño ha sido bailar desde pequeña y en el año 2007 se fue del país a luchar por su sueño.

Gloria Elena, su mamá, llevó a Valentina a la Academia de danza Claudia Cadena porque todas sus primas bailaban allá y no veía la hora de bailar como ellas.

Creo que tenía dos o tres años cuando empezó a bailar en la Academia.

“No recuerdo cuánto tiempo estuvo exactamente, pero recuerdo especialmente sus ojos que eran más grandes que su cuerpo y brillaban de emoción y alegría en las clases”, comenta su directora.

Tenía una vitalidad increíble y una flexibilidad asombrosa para esa edad y ese “mini” cuerpo.

La danza entró a mi vida desde que era muy pequeña gracias a mis padres

Después de la Academia de danza Claudia Cadena, pasó a bailar al Ballet Folclórico de Antioquia.

Allí recibía clases una vez a la semana.

Luego tuvo la oportunidad de audicionar para el grupo intensivo de ballet y estuvo tres años on ellos

Después viajó a Cuba a tomar un curso de técnica cubana de ballet en el Ballet Nacional de Cuba.

Pausa a las clases de danza

Siempre intentó mantener un balance entre sus clases de danza y el colegio.

Sin embargo llegó un momento en el cual sintió que el tiempo no le alcanzaba para dar lo mejor de ella en ambas cosas.

Tenía que decidir entre seguir bailando o estudiando y decidió poner pausa a las clases de danza para enfocarse en sus estudios.

“Solo pude estar seis meses sin bailar pues me di cuenta que necesitaba y amaba la danza más de lo que creía”, recuerda esta joven bailarina.

La danza más que un hobby en la vida

Después de su receso tomó clases de ballet en diferentes academias de danza de la ciudad por dos años.

En el año 2013, su último año de colegio, hizo una audición para ser parte de 8t Arts Company, una compañía de formación en danza de la ciudad de Medellín.

Pasó la audición y bailó con la compañía durante cuatro años. Allí tuvo la oportunidad de tomar clases con maestros nacionales e internacionales y bailar en escenarios nacionales e internacionales.

“Fue en 8t Arts Company donde re-confirmé que la danza era más que un hobby en mi vida, era mi pasión, lo que quería hacer por el resto de mi vida”, añade Valentina.

De pasó por la Licenciatura

En el año 2014 entró a estudiar la Licenciatura en danza en la Universidad de Antioquia.

En el 2015 estrenó en el Teatro Pablo Tobón “Colombia Tierra de Ensueño”. Una obra que muestra la belleza del país de la mano de su riqueza folclórica. Con esta obra participó en el año 2017 en el Festival Tacoremi en Tenerife, España.

Ese mismo año bailó en en el Teatro la Hora 25 “En nuestra piel” , una obra de danza contemporánea inspirada en los cuatro elementos.

Después de dos años de estar en la Licenciatura decidió suspender sus estudios para poner en marcha sus planes de irse al extranjero a continuar su formación en danza.

Un salto al extranjero

En Julio de 2017 viajó a Essen, Alemania, para audicionar al programa de pre-grado en danza moderna y contemporánea en la Folkwang Univertität der Künste.

“Me estuve preparando durante un año, tomando clases personalizadas en las mañanas para mejorar mi técnica y continuando con mis ensayos en la noche con la compañía y los compromisos que tenía con la misma”, recuerda Valentina.

Trabajaba paralelamente en otros lugares y proyectos con el fin de conseguir el dinero necesario para tener los permisos de visado y obtener seguridad económica en Alemania.

Se queda Muda

Valentina lleva cuatro años bailando en Alemania. Actualmente se encuentra estudiando su último semestre en la Universidad.

En el año 2020 Valentina logró poner en marcha MUDA gracias a las oportunidades que le brinda la universidad a sus estudiantes.

“MUDA” se presentó en la Universidad el marco de Junge Choreographin*innen.

El camino para llegar aquí no ha sido fácil.

“Soy una artista joven dispuesta a comerse al mundo que tiene por delante, a darle color”, recalca esta estrella de la danza.

Añade que tiene muchas preguntas, y aunque no tiene certeza de encontrar todas las respuestas, va a escarbar todo lo que sea posible para llegar a los lugares que quiere y necesita.

Mis clases de danza siempre fueron y siguen siendo mi momento favorito del día

Valentina recuerda con mucho cariño esa etapa de su vida.

Toda su vida la danza le ha permitido viajar a universos de fantasía con su cuerpo y movimiento.

“Desde pequeña nunca quería que acabaran mis clases de danza y siempre esperaba con ansias que llegara el día de volver”.

Escucha el llamado de tu hijo

En Claudia Cadena Danza te ofrecemos “universos de fantasía” para que tu hijo haga sus sueños realidad.

Mamá cuando déjanos guiarte +57 (301) 306-1775